Categoría: SANICOOL

Desde que la pandemia del coronavirus protagoniza el día a día en nuestras vidas, la presencia de escolares en las aulas ha sido objeto de debate. Paralizadas las clases presenciales desde el pasado marzo, este septiembre millones de niños, adolescentes y jóvenes, junto a los profesores, vuelven a compartir espacios cerrados en los centros educativos del país. Y, cómo no, es una situación que genera preocupación. Uno de los motivos es la ventilación, de importancia muy grande en las aulas ya que el Covid-19 es más fácil de contagiar en lugares cerrados que abiertos.

De este modo, contar con una ventilación que reduzca al mínimo posible la presencia y los peligros del virus en las aulas, no ha de ser una preocupación menor para los centros educativos. Y, desde luego, no se puede hacer distinción entre edades, pues a partir de los 10 años los niños son igual de contagiosos que los adultos y, por debajo, si bien lo son menos, siguen siéndolo y pueden ser transmisores del virus.

Si bien la ventilación no es la única medida de seguridad adoptada, entre otras muchas como el mantenimiento de distancia de seguridad, lavado de manos constante con gel hidroalcohólico, desinfección de zapatos, medida de temperatura o porte de mascarilla, la ventilación puede reducir el peligro de cada una de estas anteriores en caso de fallo.

Sanicool frente a los aerosoles

Los aerosoles, empleados para atrapar virus y bacterias, han sido calificados en las últimas investigaciones y evidencias científicas como un nuevo problema de contagio del coronavirus. Los aerosoles pueden actuar como transmisores. De hecho, más de 200 expertos solicitaron a la Organización Mundial de la Salud la consideración de modo principal de transmisión del Covid-19 para los aerosoles, que finalmente han sido considerados preocupación secundaria.

Insuficiente como para jugársela, ¿verdad? Más teniendo en cuenta que hablamos de espacios cerrados, se respete o no la distancia de seguridad y los presentes vistan o no mascarillas.

De este modo, se hace indispensable considerar a Sanicool como la solución que no da lugar a riesgos cuando se trata de garantizar las aulas como espacios de seguridad para nuestros menores, jóvenes y personal docente, para que además puedan desarrollar su fundamental actividad sin problemas.

Y es que Sanicool, como purificador y desinfectante de aire, logra esterilizar este utilizando varias tecnologías de purificación como la HealthyAirClean, que filtra el aire reteniendo al 99,97% de las partículas contaminantes, así como virus, ácaros, moho, polvo, alérgenos, polen, bacterias, humo de cigarrillo, asbesto, diversos polvos tóxicos y aerosoles del aire, caspa y alérgenos del pelo de las mascotas.

Los microbios, virus, bacterias, mohos y hongos son totalmente destruidos a partir de una reacción catalítica que libera partículas reactivas, las de la Tecnología de Red de Moléculas Ambientales, y que convierte todos estos peligrosos y contagiosos agentes en sustancias inofensivas como el dióxido de carbono y el agua.

Eficaz ante el coronavirus

Tomemos como consideración la efectividad de las mascarillas, el mejor método para interactuar entre personas sin peligro al contagio. Estas, cuando son del tipo FFFP2, las recomendadas por la OMS, tienen una eficiencia de filtración del 95% de partículas de 0,3 micras de diámetro. Pues bien, los filtros de Sanicool capturan partículas de 0,1 micras de diámetro, pero, además, las esteriliza y elimina por sus tecnologías anteriormente descritas.

Ante un curso tan importante como el que acaban de comenzar millones de niños, adolescentes y jóvenes en nuestro país, y la importancia de que sus clases se desarrollen en un ambiente ventilado, Sanicool es la solución que garantiza una efectividad máxima.

Tecnol

El progreso hacia una mejora de nuestra forma de vida está vinculado de manera muy estrecha al uso y aprovechamiento de la tecnología en este sentido. Aplicar la misma a nuestras rutinas para aumentar la calidad de nuestro día a día. Es lo que marca la diferencia en SANICOOL, sobre todo en el actual contexto de la pandemia del coronavirus en la que la sociedad tiene como prioridad tornar hacia hábitos más saludables y seguros para nuestra salud, que necesita de aplicaciones tecnológicas en el futuro a corto y medio plazo. Es por eso que hoy te damos a conocer la tecnología HAC de SANICOOL, es decir: Healthy Air Clean (Aire Saludable y Limpio).

No es única, sino parte de las diferentes tecnologías que SANICOOL emplea para su sistema de purificación del aire, un sistema letal para virus y bacterias incluido el Covid-19, o SARS-CoV-2, como así confirman el Ministerio de Sanidad, Consumo y Bienestar Social y la Comisión Europa.

Esta tecnología HAC es una tecnología de filtrado que retiene el 99,97% de las partículas contaminantes PM10 y PM2.5, así como virus, ácaros, moho, polvo, alérgenos, polen, bacterias, humo de cigarrillo, asbesto, diversos polvos tóxicos y aerosoles del aire, caspa y alérgenos del pelo de perros o gatos. Es decir, una eficacia imbatible a la hora de obtener un entorno seguro y un aire limpio que respirar.

Es, además, una tecnología que atrapa los agentes contaminantes de una manera saludable, sin emitir gas de ozono, y que los destruye así sin dejar químicos nocivos a su rastro.

Ahora más que nunca resulta de vital importancia contar con la tranquilidad de que el aire que respiramos, sea en nuestro hogar, nuestro entorno de trabajo, o cualquier otro espacio privado compartido, sea absolutamente seguro. SANICOOL, gracias a la tecnología HAC, no solo atrapa estos agentes contaminantes, sino que su modo no nocivo de hacerlo deja así un aire limpio de impurezas y partículas en el aire, purificando un ambiente que ahora valoramos enormemente que así sea.

Su forma de funcionamiento se divide, primero, en un prefiltro que captura las partículas más grandes, apreciables al ojo humano, como puede ser el pelo de las mascotas o nuestro propio, así como la suciedad que el polvo deja consigo en el suelo o los muebles. Seguidamente, el filtro de carbón activo se encarga de los gases nocivos como pueden ser el formaldehído, tolueno, compuestos orgánicos volátiles, etc., y por último el filtro HEPA (High Efficiency Particulate Absorption – Alta Eficiencia en Absorción de Partículas) forma una cortina plana para el flujo de aire, donde se retienen el mencionado 99,97% de partículas más minúsculas: polvo fino, polen, alérgenos, bacterias y virus.

SANICOOL entra así en nuestras vidas en el momento más oportuno, cuando más necesitamos sentirnos a gusto y seguros en los lugares donde más tiempo pasamos. Gracias a la tecnología HAC, es posible vivir en tranquilidad cuando la incertidumbre parece reinar en el planeta.

Desde que la pandemia del coronavirus protagoniza el día a día en nuestras vidas, la presencia de escolares en las aulas ha sido objeto de debate. Paralizadas las clases presenciales desde el pasado marzo, este septiembre millones de niños, adolescentes y jóvenes, junto a los profesores, vuelven a compartir espacios cerrados en los centros educativos del país. Y, cómo no, es una situación que genera preocupación. Uno de los motivos es la ventilación, de importancia muy grande en las aulas ya que el Covid-19 es más fácil de contagiar en lugares cerrados que abiertos.

De este modo, contar con una ventilación que reduzca al mínimo posible la presencia y los peligros del virus en las aulas, no ha de ser una preocupación menor para los centros educativos. Y, desde luego, no se puede hacer distinción entre edades, pues a partir de los 10 años los niños son igual de contagiosos que los adultos y, por debajo, si bien lo son menos, siguen siéndolo y pueden ser transmisores del virus.

Si bien la ventilación no es la única medida de seguridad adoptada, entre otras muchas como el mantenimiento de distancia de seguridad, lavado de manos constante con gel hidroalcohólico, desinfección de zapatos, medida de temperatura o porte de mascarilla, la ventilación puede reducir el peligro de cada una de estas anteriores en caso de fallo.

 

SANICOOL frente a los aerosoles

Los aerosoles, empleados para atrapar virus y bacterias, han sido calificados en las últimas investigaciones y evidencias científicas como un nuevo problema de contagio del coronavirus. Los aerosoles pueden actuar como transmisores. De hecho, más de 200 expertos solicitaron a la Organización Mundial de la Salud la consideración de modo principal de transmisión del Covid-19 para los aerosoles, que finalmente han sido considerados preocupación secundaria.

Insuficiente como para jugársela, ¿verdad? Más teniendo en cuenta que hablamos de espacios cerrados, se respete o no la distancia de seguridad y los presentes vistan o no mascarillas.

De este modo, se hace indispensable considerar a SANICOOL como la solución que no da lugar a riesgos cuando se trata de garantizar las aulas como espacios de seguridad para nuestros menores, jóvenes y personal docente, para que además puedan desarrollar su fundamental actividad sin problemas.

Y es que Sanicool, como purificador y desinfectante de aire, logra esterilizar este utilizando varias tecnologías de purificación como la HealthyAirClean, que filtra el aire reteniendo al 99,97% de las partículas contaminantes, así como virus, ácaros, moho, polvo, alérgenos, polen, bacterias, humo de cigarrillo, asbesto, diversos polvos tóxicos y aerosoles del aire, caspa y alérgenos del pelo de las mascotas.

Los microbios, virus, bacterias, mohos y hongos son totalmente destruidos a partir de una reacción catalítica que libera partículas reactivas, las de la Tecnología de Red de Moléculas Ambientales, y que convierte todos estos peligrosos y contagiosos agentes en sustancias inofensivas como el dióxido de carbono y el agua.

 

Eficaz ante el coronavirus

Tomemos como consideración la efectividad de las mascarillas, el mejor método para interactuar entre personas sin peligro al contagio. Estas, cuando son del tipo FFFP2, las recomendadas por la OMS, tienen una eficiencia de filtración del 95% de partículas de 0,3 micras de diámetro. Pues bien, los filtros de Sanicool capturan partículas de 0,1 micras de diámetro, pero, además, las esteriliza y elimina por sus tecnologías anteriormente descritas.

Ante un curso tan importante como el que acaban de comenzar millones de niños, adolescentes y jóvenes en nuestro país, y la importancia de que sus clases se desarrollen en un ambiente ventilado, SANICOOL es la solución que garantiza una efectividad máxima.

A menudo ocurre en nuestras vidas que cuando recibimos la llegada de un nuevo y revolucionario producto que mejora nuestro día a día, la oportunidad de que forme parte de nosotros pasa por la comparación con aplicaciones que hemos usado por defecto con anterioridad. La innovación consiste en multitud de ocasiones en la mejora de aplicaciones tradicionales y, seguramente, si habláramos de cómo purificar el aire de una habitación con lo que nos viene a la cabeza en el primer momento sea un ozonizador. Sanicool hace lo mismo, pero a un nivel absolutamente superior. Por eso, aprendamos en qué se diferencian.

La principal razón es una cuestión de salud. El ozonizador recibe así su nombre porque emite una sustancia completa como es el gas ozono, que puede ser perjudicial para la salud incluso en pequeñas cantidades. En el contexto en que nos situamos actualmente, en que una pequeña vulnerabilidad puede causar complicaciones severamente complejas en otras patologías, no es nada a lo que mirar simplemente de reojo.

Además, los síntomas que puede provocar la aspiración de este gas ozono pueden resultar confusos en este contexto de psicosis en la pandemia del coronavirus. Dolor en el pecho, tos, irritación de la garganta y congestión son algunos de los problemas que puede causar respirar un aire que haya tratado de ser purificado por el ozonizado; y estos pueden empeorar enfermedades como la bronquitis, enfisemas y asma, además de disminuir la función de los pulmones e inflamar la envoltura pulmonar.

Sin embargo, cuando hablamos de Sanicool estamos hablando de última tecnología al servicio de nuestro bienestar, el cual no se entiende si no es con salud. Esta tecnología Healthy Air Clean (Aire Limpio Saludable) es una tecnología de filtrado multicapa que desinfecta, purifica y limpia el aire de impurezas y partículas proyectando aire purificado en el ambiente. Y no está sola. Un sistema de prefiltrado captura las partículas más grandes como el pelo humano o de mascotas, y el polvo normal de la casa, para el segundo filtro de carbón activo se encargue de absorber los gases nocivos. Por último, el filtro HEPA (High Efficiency Particulate Absorption – Alta Eficiencia en la Absorción de Partículas) retiene el 99,97% de partículas de 0,1 micras, tales como el polvo fino, el polen, los alérgenos, las bacterias y los virus.

Es decir, Sanicool es sinónimo de salud gracias a su implacable eliminación de los agentes contagiosos y nocivos para nuestro organismo. Además, es pura comodidad, puesto que no es necesario que mientras esté en funcionamiento haya que desalojar a personas ni animales, y funciona al mismo nivel de rendimiento en la desinfección las 24 horas del día siempre que esté en funcionamiento. Y, aun a pesar de lo que pueda parecer por la complejidad de su sistema de filtrado, la única instalación que necesita Sanicool es ser conectado a la red eléctrica, dando igual dónde quede situado, si en el suelo, en alto o colgado.

Por tanto, la gran diferencia a grandes rasgos entre un ozonizador y Sanicool no podría ser más importante: nuestra salud.

España entra de pleno en la nueva normalidad al mismo tiempo que se mantiene preparada y reforzada para frenar la expansión de un coronavirus que ha diezmado seriamente la economía nacional, una que tiene como uno de sus principales sostenes la gastronomía. A los españoles nos encanta socializar, reunirnos con cualquier excusa o sin ella y celebrar sin razón aparente. Y nuestro lugar favorito para hacerlo son los bares y restaurantes, donde tan grande es la importancia de la desinfección, puesto que entramos en contacto directo entre nosotros mismos, pero también con utensilios como platos, vasos o cubiertos, entre otros, que previa y posteriormente van a ser empleados por otras personas y llevados directamente a la boca, una de las grandes puertas de entrada del Covid-19 a nuestro cuerpo.

Con la reactivación de todos los sectores de la economía a los ritmos que la pandemia permite, queda a responsabilidad de consumidores, trabajadores y empresarios evitar la propagación del coronavirus en lugares de reunión como los bares y restaurantes, por lo que la primera medida ha de ser la asunción por parte del establecimiento del compromiso firme de minimizar el riesgo a partir de diferentes procesos coordinados entre sí.

¿Cómo lo detectará el consumidor al hacer acto de presencia en el local? Una buena forma de generar confianza es la instalación de puntos de expedición de geles hidroalcohólicos y desinfectantes en diferentes puntos, sobre todo a la entrada y salida del mismo. Mantener las manos limpias y protegidas es fundamental, pero también debemos ser estrictos con la limpieza de las suelas de zapato, puesto que en los bares y restaurantes entra y sale constantemente gente del exterior. Disponer de puntos de desinfección para calzado es más que interesante. Es responsabilidad del local instar a los clientes, si estos sin despistados, a pasar por este proceso de desinfección.

De irremediable importancia es, por supuesto, la continua y frecuente desinfección y limpieza tanto de las zonas abiertas al público como las que no, puesto que cualquier persona puede ser vehículo del virus y esto incluye a los trabajadores, y con aún más insistencia en los puntos de gran contacto: pomos y manillares de puertas, sillas y mesas, botones, barras, pasamanos, alfombras, máquinas expendedoras, etc. En cuanto a las cartas, lo mejor es sustituirlas por carteles o pizarras de fácil visualización, cartas desechables o, simplemente, la voz del camarero. Si el local quiere mantenerlas, estas han de estar plastificadas y ser desinfectadas después de cada uso.

Un acierto en el que tal vez no reparemos, dado lo automático que se hace en Murcia conectar el aire acondicionado en verano, es conectar estos aparatos, ya sea a mayor o menor potencia, para generar un flujo de aire constante.

Cuando llega el momento en que la estancia parece segura para los clientes y estos se disponen a degustar sus peticiones, a nivel interno los restaurantes deben ser estrictos con medidas y recomendaciones que ya traían de antemano antes de la expansión de la pandemia, como es lavarse las manos frecuentemente en la manipulación de alimentos y el uso de diferentes cuchillos para alimentos crudos y cocinados, para evitar peligros de transmisión.

Cuando los clientes abandonen las instalaciones del bar o restaurante, dentro de unas medidas de seguridad en las que se sigue haciendo conveniente el pago con tarjeta de crédito en lugar de con dinero en efectivo, los encargados del local han de desinfectar nuevamente las mesas, sillas, taburetes, barra o cualquiera que sea el lugar de reunión de las personas en el establecimiento. Ha de hacerse de manera inmediata a su salida y antes de que otras personas entren en contacto.

Seguir dando pasos hacia delante para vencer la pandemia del coronavirus es responsabilidad de todos, y la desinfección continua en lugares como bares y restaurantes, nuestros favoritos para socializar, juega un papel crucial.

La empresa murciana Nuevas Tecnologías Agroalimentarias con la marca SANICOOL se ha convertido en la primera compañía que ha obtenido el sello internacional Allergy Protection, que reconoce la calidad de las máquinas de desinfección y purificación de aire.


El sello está impulsado por la asociación ATX Elkartea y expedido por Laztan y cuenta con homologación internacional. A través de este certificado se pretende avalar, con formación, estudios externos y rigurosas auditorías, a empresas cuya oferta se adecue a las necesidades de las personas multialérgicas para que éstas puedan disfrutar con total seguridad en cualquier espacio.

El sistema purificador de SANICOOL está diseñado para generar un aire totalmente limpio en lugares abiertos al público como supermercados, oficinas, centros educativos, tiendas, restaurantes, instalaciones sanitarias entre otros e incluso en el hogar.

El sello Allergy Protection se creó para distinguir con facilidad y proteger productos y servicios como centros educativos, residencias, establecimientos y destinos turísticos que apuestan por la seguridad del público multi-alérgico. El objetivo es avalar a empresas, cuya oferta se adecue a las necesidades de los alérgicos.
El CEO de SANICOOL, Juan José Caravaca asegura que están «muy satisfechos» de haber conseguido esta certificación, ya que avala la calidad del sistema para ayudar en lo posible en el día a día de las personas multialérgicas y sus familias, para que puedan disfrutar del ocio y del tiempo libre con seguridad y una protección efectiva.

 

Vivimos tiempos muy desafiantes para la humanidad. El coronavirus ha puesto patas arriba nuestro modo de vida, y no solo tenemos que protegernos y resguardarnos de él, sino también combatirlo y, paulatinamente, aprender una nueva rutina en la desescalada hacia la nueva normalidad, una en la que la higiene cobra una importancia máxima a todos los niveles, tanto la personal como la de todos aquellos bienes materiales de que nos rodeamos y el entorno en que vivimos, trabajamos y desarrollamos nuestra día a día. Por suerte, existen sistemas y tecnologías como las de SANICOOL con ventajas que marcan la diferencia para facilitarnos esta transición.

Y es que SANICOOL es capaz de purificar el aire y las superficies de agentes contaminantes -no solo virus: también polvo fino, polen, alérgenos y bacterias- y gases perjudiciales -formaldehído, tolueno, compuestos orgánicos volátiles, etc.- gracias a la tecnología de filtrado HealthyAirClean -Aire Limpio y Saludable- con su tecnología de red de moléculas ambientales, logrando la esterilización del aire de una manera prácticamente completa, pues retiene el 99,97% de las partículas contaminantes, un porcentaje imbatible.

Es esta tecnología HealthyAirClean la que filtra estos agentes contaminantes y la tecnología TRMA -Tecnología de Red de Moléculas Ambientales- la que las destruye por medio de una reacción catalítica, liberando partículas reactivas que convierten a estos indeseados agentes en sustancias inofensivas.

Es, así pues, un sistema totalmente disruptivo respecto al tradicional purificador de aire, que únicamente actúa sobre el aire captado y no sobre la superficie, y que usa solamente filtros de carbón, prefiltro y filtros EPA 12, aspecto mejorado en SANICOOL con filtración HEPA 14 y la tecnología TRMA, desarrollando una microatmósfera similar a la de una tormenta para los agentes contaminantes, es decir, un fenómeno totalmente natural.

Estos días, además, están ganando en popularidad las limpiezas de interiores por medio de ozono, pero este guarda un cierto riesgo para la salud humana, también en pequeñas cantidades, algo que no ocurre con SANICOOL. Estos riesgos de ozono pueden ser, además, confusos por sus síntomas, pues el dolor en el pecho, la tos, la irritación de garganta o la congestión nos pueden hacer una idea equívoca de nuestro problema. Con SANICOOL, al tiempo que el aire se limpia y desinfecta, no hay por qué desalojar a personas ni animales.

Explicado en qué consiste SANICOOL y comparado con el sistema tradicional de purificación que todos conocemos, o del ozonizado, distingamos cinco grandes ventajas que le hacen marcar la diferencia: ubicación indiscriminada, no perjudicial para niños, fácil instalación, mantenimiento sencillo y económico y anti coronavirus.

Ubicación indiscriminada

SANICOOL puede ser utilizado en cualquier espacio cerrado en el que queramos respirar un aire limpio. Es apto para ámbitos médicos como hospitales, centros de salud o clínicas al mismo tiempo que para hogares particulares, centros de trabajo de todo tipo, recintos deportivos, espacios de ocio, locales de alimentación y hostelería, centros educativos, laboratorios… Cualquier lugar que te puedas imaginar.

No perjudicial para niños

Al tiempo que SANICOOL es implacable con virus, bacterias y demás agentes amenazantes de nuestra salud, su tecnología no es en absoluto agresiva contra humanos, ni tan siquiera niños, así como tampoco contra mascotas en las 24 horas del día o el tiempo en que lo mantengamos en funcionamiento, puesto que no se detiene en ningún límite temporal o de rendimiento.

Fácil instalación

Al ser apto para cualquier espacio, incluido el doméstico, lo es también a nivel de infraestructura. Lo único que necesitamos para instalar SANICOOL es conectar la máquina a la red eléctrica.

Mantenimiento sencillo y económico

Mientras disfrutemos de SANICOOL, su mantenimiento no será una preocupación. Únicamente precisa del cambio de filtro SH y la lámpara GH una vez al año, y lo podemos hacer nosotros mismos sin necesidad de llamar a ningún técnico.

Anti coronavirus

La gran amenaza mundial de la actualidad tampoco puede con SANICOOL, ya que sus filtros capturan partículas de 0,1 micra de diámetro, las esteriliza y las elimina gracias a su tecnología, como hemos descrito anteriormente. Un nivel de precisión y filtrado mayor que, por ejemplo, las mascarillas FFP2.

Go Top

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies